Sadhana – Práctica de Yoga

La práctica de yoga es personal y no competitiva.
Cada alumno debe adaptarla a sus propias necesidades y condiciones.
Si tienes alguna enfermedad o limitación física, no olvides indicarlo en la ficha médica que te entregará tu profesor.
Es importante que también informes en el centro si sufres alguna molestia temporal o puntual que dificulte tu ejercicio en clase.

Para un mejor funcionamiento, debes tener en cuenta:
Cuando llegues al centro, no te olvides de apagar tu móvil, queremos crear un ambiente armónico y relajado.
Procura ser puntual, es conveniente comenzar la clase con la relajación inicial y proseguir la sesión sin interrupciones.

¿Qué necesitas traer para la clase?
Ropa cómoda y amplia, si es posible de tejidos naturales, calcetines de color claro y una toalla pequeña para apoyar la cabeza.
El resto del material (alfombra antideslizante, cojines, mantas…) se encuentra en el centro.

¿Qué vamos a hacer en clase?
La clase normalmente comienza con una relajación inicial en la que se trata de tomar conciencia del propio cuerpo, situarnos en el presente de una forma consciente y relajada para preparar el cuerpo y la mente para la sesión posterior.
Se continúa con el saludo al sol, Surya Namaskar, una serie de asanas que se enlazan entre sí de forma dinámica y que sirven como calentamiento a nivel muscular, respiratorio y de articulaciones, concluyendo con una relajación.
Posteriormente se practican las diferentes asanas con los espacios de relajación que sean necesarios después de cada ejercicio. El final de la clase consta de trabajos respiratorios, pranayama, y un espacio de relax final para favorecer la asimilación de todo el trabajo de la sesión.

Leave a Reply